Jacobo Pastor se reencuentra con la victoria en un momento clave

Ampliar
Profesionales
Fecha Martes, 14 mayo 2019

La séptima prueba del Circuito de Madrid de profesionales tuvo lugar este lunes en el espectacular recorrido del Club de Campo Villa de Madrid, y tuvo en Jacobo Pastor al absoluto dominador de la prueba.

64 golpes necesitó el jugador madrileño para completar el soberbio diseño de Javier Arana y que a partir de ahora acogerá el Open de España.

Pastor venció con autoridad, tanto es así que sacó cuatro golpes de ventaja al segundo clasificado, Luis Vega, y cinco a los terceros, entre los que se encuentra el líder del ranking, Carlos Balmaseda.

“Estoy bastante contento con la vuelta de hoy, y eso que al driver le he pegado regular, tirando a mal, pero he sabido recuperar muy bien, y sobre todo, he aprovechado todas las oportunidades que he tenido. La clave ha estado en que he encadenado buenas rachas de birdies, porque en la primera vuelta he hecho birdies en el 4, 5, 6 y 7, y en la segunda, he cometido bogey en el 12, pero he vuelto a hacer birdies en 14, 16, 17 y 18. Así que estoy muy contento por haber sido capaz de hacer un gran resultado sin haberle pegado bien a la bola.”

Clasificación profesionales CCVM

Pastor nos reconoce que este trofeo, y el cheque que lo acompaña, le vienen “muy bien, pues no está siendo una época fácil porque no hay sponsors, estoy pelado y hay que sacar dinero de donde sea para seguir adelante. Ahora me iré a jugar un par de torneos del Alps Tour, y si no juego realmente bien, dejaré de viajar para centrarme en el circuito español y en entrenar para los torneos que haya aquí.”

También nos cuenta que, a raíz de esa falta de ingresos, ha empezado a dar clases de golf en Valdeluz, cosa que le motiva y que espera que sea por un tiempo prolongado. “Llevo apenas tres clases, y me gusta lo que hago, pero no sé lo que durará, espero que mucho, porque me lo paso bien y es una manera de seguir tirando si no hay ingresos por competiciones.”

Con vueltas como la de ayer, Pastor demuestra que lleva mucho golf dentro, solo necesita esa pizca de suerte que le dé un buen empujón para seguir disfrutando con el golf.