Jon Rahm da la bienvenida (y varios consejos) a Alejandro del Rey

Ampliar
Amateur Masculino
Fecha Domingo, 19 junio 2016

 

Alejandro del Rey afrontará a partir del próximo verano un cambio importante en su vida. El prometedor jugador madrileño cruzará el Atlántico para ingresar en la Universidad de Arizona State. El joven Del Rey proseguirá su formación tanto académica como profesional y personal en uno de los centros más prestigiosos de Estados Unidos, una institución por cierto que cuenta con una tradición de jugadores españoles de máximo nivel: Alejandro Cañizares, Azahara Muñoz, Carlota Ciganda, Noemí Jiménez o Jon Rahm, entre otros.

 

Como decimos, se trata de un salto cualitativo en su vida, un paso plagado de ilusión, pero también de incertidumbre. Todos los consejos en estos momentos son bienvenidos, pero sobre todo si llegan de alguien como Jon Rahm, golfista español que acaba de terminar su carrera universitaria en Arizona State, una carrera legendaria, por cierto. Cazamos al joven golfista de Barrika recién acabado el US Open, su primer major. Termina como mejor amateur después de una semana inolvidable. Se despide por todo lo alto como Número 1 del mundo amateur con un palmarés arrebatador. Las emociones se agolpan a borbotones en su cabeza, pues este lunes se pasa a profesional, sin embargo tiene tiempo para atender con gusto a la Federación de Madrid y dedicar unas palabras de bienvenida a Arizona State para Alejandro del Rey. No podría tener un mejor maestro de ceremonias.

 

“Lo primero que quiero es dar a Alejandro la enhorabuena por el British Amateur, bien jugado, una pena que no pudieras llegar más lejos, pero ha sido emocionante. Enhorabuena. Y en cuanto al salto a Arizona State te diría que vengas a Estados Unidos a aprender, aprende de tu coach, de tus compañeros de equipo, pásatelo bien y... a por todas, como hemos hecho todos. Yo fui a por todas y me salió bien, Carlota, Azahara, Noemí, Alejandro Cañizares... Carácter español. Ve a por todas, sin vergüenza y a pasarlo lo mejor posible. Importante: ve a las clases y aprueba, que es un requisito mínimo, pero insisto: a por todas”, asegura.

 

Rahm es consciente de que Alejandro llega con el listón muy alto a Arizona, pero le aconseja que no se deje intimidar por eso, sino más bien al contrario. Debe ser una motivación. “Yo tuve también la presión del legado de los españoles en Arizona State, pero eso debe motivarte para entrenar más duro cada día”, señala.

 

En cuanto al juego y a la personalidad de Alejandro, Rahm no puede decir demasiado porque no lo conoce bien, pero sí le da un consejo respecto a su pegada. “Por desgracia no lo he conocido muy bien como persona, vino hace un par de años a Arizona State, pero era un chaval joven y no pudimos hablar mucho. Lo que he oído de su juego es que le pega larguísimo, así que le diría que cuando llegue a Estados Unidos le pegue más largo todavía, que no se corte y seguro que tiene un buen futuro. Con que apruebes y entrenes, seguro que mejoras como persona y como jugador. No me cabe ninguna duda de que le irá bien”, apunta.

 

Y por último, una información de servicio: “no te asustes cuando llegues en agosto, vas a alucinar con el calor”.